¿TE AYUDO CON EL CAMBIO DE ARMARIO?

Después de unos meses en los que he estado un poco desaparecida, ya estoy de vuelta con un montón de moda, viajes y muchas, muchas nuevas ideas para que puedas sacarte partido tú y a tu armario 🙂

Además de descansar, viajar y formarme sobre moda, durante este tiempo he pensado mucho en la “guerra” que tenemos a diario con nuestro ropero y con las tendencias. Ya seas de las que pasan de todo y les da igual qué ponerse, o de las que dedican horas a llenar el armario de prendas de tendencia, TODAS necesitamos una ayudita de vez en cuando.

Seguro que te ha pasado más de una vez que te has puesto delante de tu armario lleno de ropa y te has dicho: “Uf, pero ¡si no tengo nada que ponerme!…”. O que te enamoras de una prenda que has visto en una tienda, revista o la ves a alguien y  piensas: “y esto, ¿con qué me lo pongo yo?” o “¿cuándo puedo ponérmelo yo?”.  Y peor aún, tienes ropa, complementos o zapatos todavía con la etiqueta puesta, porque te dio un arrebato un día y te compraste esa prenda tan it que no sabes cuándo o cómo estrenar.

Todas estas y muchas más dudas surgen a diario -yo me incluyo- y nos quitan parte de esa energía que tenemos. Por eso es muy importante tener un armario “sano”, es decir, con prendas que realmente podamos usar, nos sienten bien, sean prácticas tanto para nuestro día a día como para los momentos especiales. Así que aprovecha el cambio de armario para ordenar y eliminar todo lo que sobra. Además de en lo que dice Marie Kondo en sus libros sobre orden sigo mi instinto de orden alemán, jajajaja, para mantener el armario a raya. He aquí mis consejos:

¿Cómo empezar?

Lo primero que hago, además de ponerme musiquita marchosa y algo para beber, empiezo a retirar todas las prendas que son de invierno -en este caso que estamos en el inicio del verano- como jerséis gordos, camisas gruesas, faldas de lana, etc. Conforme lo voy sacando, miro prenda a prenda y decido si hay que lavarla antes de guardarla, arreglarle algún botón o quitarle las odiadas pelotillas. Y también valoro si me la he puesto este año, o el anterior y por qué tengo que guardarla. Si no se te ocurre ningún momento para volver a ponértela, más vale que la deseches.

 

Puedes dársela a alguien que sepas que le va a encantar, ponla en venta en alguno de los portales que hay de segunda mano o llévala algún centro de recogida de ropa para los más necesitados. Ni se te ocurra tirarla al contenedor, salvo que esté hecha trizas, claro.

Saca las prendas de nueva temporada

Ya tienes hueco y perchas suficientes para la ropa de la temporada nueva. Así que coge las prendas y haz lo mismo que con las que has guardado: revisa prenda a prenda, arregla, lava y plancha las que lo necesiten. Yo uso mucho el spray que hay para eliminar olores, ya que en las bolsas y cajas de almacenaje suelen coger olor a cerrado.

Es muy importante que hagas la misma operación que con la de invierno de revisar las prendas que no te queden bien, ya sea por talla, estilo o simplemente que no te apetece más ponértela y no la metas en tu armario.

Cómo colocar las prendas

Es muy importante cómo y dónde colocar las prendas, porque hará nuestra elección diaria más rápida. Hay varias teorías y una de ellas es colocar en la parte central del armario -si es de doble puerta- o de derecha a izquierda -si es de una- la ropa que más usamos y en el extremo la que menos. Esto vale tanto para ropa colgada como doblada.

Otra teoría, por la que yo me decanto, es el colocar las prendas por colores y por tipos, es decir: partes de arriba juntas, de abajo en otro lado, separando o no los pantalones de las faldas, y chaquetas juntas. Lo que está doblado como camisetas, jerséis o pantalones, los coloco por bloques de: manga corta, tirante, cuello alto, finos, gruesos, sport, arreglado, diarios, etc. Ahí depende un poco de la variedad que tengas y su uso. Y, además, todo ordenado por gama de color, para que buscar las combinaciones sea más sencillo.

Y, una vez hecho todo esto, ponte cómoda y disfruta de tu armario el resto de la temporada 🙂

Espero que mis consejitos te sirvan para hacer el cambio de armario si no lo has hecho aún o para darle una vuelta a lo que ya tienes colocado. Y, si tienes dudas, me tienes aquí, en mi mail: summertimebybianca@gmail.com y en redes sociales, FACEBOOK, TWITTER e INSTAGRAM, para todo lo que necesites.

Además, si estás en Logroño, este miércoles 31 de mayo y jueves 1 de junio estaré de 6 a 8 de la tarde dando consejos de moda en la tienda Tres Sombreros, en avenida Juan XXIII, nº 6. En la zona de las 100 tiendas.

Pasa una fantástica semana y nos vemos el domingo que viene con mucho más. Besitos.

HASTA LUEGO

Ya estoy aquí de nuevo, pero esta vez es para decirte que me tomo un descanso. No es un adiós definitivo, sólo un “hasta luego”.

Muchos me habéis preguntado estos días por la ausencia de publicaciones, os lo agradezco en el alma y me da mucha pena no poder continuar. No es por nada en concreto, es un cúmulo de cosas, pero sobre todo es que últimamente el trabajo está siendo muy intenso y llego a casa con pocas ganas de ponerme frente al ordenador o el móvil. Y ya ni te cuento salir a hacerme fotos… sobre todo con este frío, jejejejeje.

Yo sigo aquí por si tienes dudas sobre algún conjunto o prenda, por si necesitas consejos de moda (ya sabes que dentro de mis conocimientos y mi estilo), si no sabes qué hacer con tu armario y quieres darle una vuelta o quieras ir de compras conmigo y pasártelo bien. Las compras son lo mío. 🙂

Muchas gracias por estar ahí todas las semanas y por tu apoyo. Un besazo enorme.

falda_rayas-7

ESCAPADA A PARÍS II: MUSEOS IMPRESCINDIBLES

Primero de todo ¡FELIZ NAVIDAD! Espero que hayas pasado una fantástica noche y que tengas un muy buen día de Navidad. Como ya te conté la semana pasada (AQUÍ), hemos estado en París… la ciudad del amor, la moda… y los museos. El más importante, y que seguro que conoces, es el Museo del Louvre. Y ahí empezó, muy temprano, nuestro segundo día en esta maravillosa ciudad.

paris_louvre-2

Como somos de visitar de todo, cogimos la Paris Museum Pass, una tarjeta que te evita colas y, por un precio bastante bueno, te incluye un montón de iglesias, museos, subir al Arco del Triunfo y las torres de Notre Dame, entre otros muchos monumentos. Toma nota si vas a ir a París. Antes de entrar al Louvre, aprovechamos a hacernos las típicas fotos, jejejeje.

paris_louvre-6

Lo bueno de los museos es que tienen consigna, así que dejé todos los bártulos y pude disfrutar del museo tranquilamente. Y, para este día, me puse mis comodísimos pantalones culotte azules, que me has visto AQUÍ.

paris_louvre-5 paris_louvre-3

Para cambiar de combinarlo siempre con camisa, me los puse con este jersey de cuello alto, de Zara de esta temporada, tan de tendencia. Es uno de los imprescindibles de este invierno que no puede faltar en tu armario, yo los tengo de todos los colores y vienen de maravilla 🙂

paris_louvre-15

Si vas a París no puedes dejar de entrar en este fantástico museo. Te digo yo que puedes estar horas y horas y seguir descubriendo rincones distintos así de bonitos. Cada zona es distinta, ya que en un principio fue un palacio, pero sobre todo hay unas salas que son fabulosas.

paris_louvre-26 paris_louvre-29

Nosotros hicimos la visita “rápida” para ver lo más conocido: la venus de Milo, el cuadro de Delacroix de La libertad guiando al pueblo y, cómo no La Gioconda –entre otros-, que por cierto me decepcionó un poco, pensaba que iba a ser más grande (además casi no se ve con todas las medidas que hay de seguridad).

paris_louvre-27 paris_louvre-23

paris_louvre-22 paris_louvre-24

Salimos del museo con ganas de aire libre y aprovechamos el solecito para comer en el parque y dar una vuelta por la zona. Se estaba tan bien que acabamos quitándonos el abrigo. Con esta chaqueta, tan calentita, de Maje fui de maravilla todo el día.

paris_louvre-8 paris_louvre-7

Y, como hacía bueno aprovechamos para subir a las torres de la catedral de Notre Dame. Menudas vistas más espectaculares que hay desde su campanario. Y qué decir de sus famosas gárgolas… chulísimas. Mi amorcito se lo pasó genial fotografiándolo todo. Y yo luciendo mi calentito abrigo rojo y aprovechando los rayitos de sol, jejejejeje.

paris_louvre-12 paris_louvre-9

paris_louvre-16 paris_louvre-19

Para otro día trotero, me puse estos botines de Parfois, de esta temporada, comodísimos. Son de terciopelo y se adaptan a la perfección al pie. La verdad es que pensaba que iban a ser algo más incómodos y casi no me los quito, además tienen un tacón perfecto para aguantar horas andando. ¿No me digas que no son preciosos?

paris_louvre-10

Y, para seguir con la dinámica cultural, nos fuimos al Museo d´Orsay. Un museo de arte del siglo XIX y que es la continuación del Louvre y la antesala del museo de arte contemporáneo (Centro Pompidou) al que fuimos al día siguiente.

paris_louvre-14 paris_louvre-30

Como somos de no parar, y un poco masocas, jajajaja, nos fuimos al Bulevar Haussmann, otra zona comercial donde están las famosísimas Galerías Lafayette. Todo un espectáculo navideño en un edificio al más puro estilo art decó. Ya he negociado que, la próxima visita a París, iremos de compras aquí.

paris_louvre-31 paris_louvre-32

Antes de cenar, para poder ver la ciudad iluminada, subimos al Arco del triunfo. Apúntate que a las horas en punto, la torre Eiffel se ilumina, y las vistas desde allí son geniales.

Y aquí acaba nuestro segundo y agotador día en París. Espero que te haya gustado, pasa unas felices fiestas y nos vemos el domingo que viene.

Miles de besitos.

paris_louvre-13